Coma

Normas generales de la coma

1. Para enmarcar incisos, comentarios, en las frases u oraciones, puede emplearse la coma. También, con más valor aislante pero igual objetivo, puede usarse la raya, o para más aislamiento todavía, el paréntesis. Es decir, si quieres decir algo que tiene relación con lo que estás escribiendo pero no es necesario para entender la oración (podrías quitar el añadido y se entendería perfectamente), puedes colocar dos comas: una al comienzo y otra al final de ese fragmento. Sin embargo, hay casos en los que esa información adicional ha de colocarse forzosamente entre comas porque, si no, entenderíamos otra cosa; por ejemplo: Los soldados, cansados, volvieron al campamento con dos horas de retraso no es lo mismo que Los soldados cansados volvieron al campamento con dos horas de retraso. Naturalmente, siempre ha de dejarse un espacio entre la coma y la siguiente palabra.

2. Para hacer enumeraciones, cada elemento se separa usando comas de lo demás. Si no se mencionan todos los elementos, antes del último no ha de ir ninguna conjunción y después de él se ha de colocar puntos suspensivos o etcétera (nunca ambos); si usamos etcétera, o en su forma abreviada, etc., debe colocarse otra coma después de ella. Si se especifican todos los elementos de la enumeración, antes de la conjunción final —normalmente y— no debe escribirse nunca coma (hay otros casos distintos donde sí puede o incluso debe escribirse coma antes de conjunción; esto mucha gente no lo sabe o lo encuentra extraño, pero no tiene secreto). También se separan mediante comas los miembros gramaticalmente equivalentes dentro de un mismo enunciado, por ejemplo: Llegué, vi, vencí, que también podría ser Llegué. Vi. Vencí, o Llegué; vi; vencí

3. Se escribe coma después de interjecciones y antes de palabras como pero, mas (ojo, ¡sin tilde!), aunque…; conque, así que, de manera que… Sin embargo, en el caso de pero no siempre es así: depende del significado que tenga; por ejemplo, en casos como Mi amigo es alto pero ágil no debe escribirse coma antes de pero.

4. Se escribe coma detrás de esto es, es decir, a saber, pues bien, ahora bien, en primer lugar, por un/otro lado, por una/otra parte, en fin, por último, además, con todo, en tal caso, sin embargo, no obstante, por el contrario, en cambio y otros similares, así como detrás de muchos adverbios o locuciones adverbiales que modifican a toda la oración y no solo a uno de sus elementos, como efectivamente, generalmente, naturalmente, por regla general, etc. No es correcto escribir *Espere un momento por favor; debería ser Espere un momento, por favor.

5. Hay muchos casos en los que se ha de colocar obligatoriamente una o varias comas en determinados lugares para configurar el significado correcto de la frase u oración; por ejemplo: Mientras, hizo lo que debía y todo salió bien, no hubo problemas no es lo mismo que Mientras hizo lo que debía y todo salió bien no hubo problemas.

6. Es incorrecto escribir coma entre el sujeto y el verbo de una oración, incluso cuando el sujeto está compuesto de varios elementos separados por comas. Cuando el sujeto es largo, a veces se hace oralmente una pausa antes del comienzo del predicado, pero esta pausa no debe marcarse gráficamente mediante coma: Los alumnos que no hayan entregado el trabajo antes de la fecha fijada por el profesor (pequeña pausa) suspenderán la asignatura. Dos son las excepciones a esta regla: cuando el sujeto es una enumeración que se cierra con etcétera (o su abreviatura etc.) y cuando inmediatamente después del sujeto se abre un inciso o aparece cualquiera de los elementos que se aíslan por comas del resto del enunciado.

7. No debe escribirse coma detrás de pero cuando precede a una oración interrogativa o exclamativa: Pero ¡qué barbaridad! Esto también es de puro sentido común, y se extiende a cualquier otra expresión que se encuentre antes de los signos de apertura y lógica y naturalmente se vea que no es necesario ni recomendable escribir coma después de ella.

8. Sustantivos que funcionan como apelativos. Cuando nos dirigimos a personas, el nombre que usamos para ello debe separarse del resto de la oración con una o dos comas: Helena, coge la mochila; Di, amigo, y entra. Otro caso algo similar es cuando nos referimos a uno de entre varios, que se ha de especificar escribiendo coma; de lo contrario, no podríamos entender bien la frase u oración. Lo mismo ocurre en oraciones subordinadas donde la coma es imprescindible, una vez más, para entender el significado que el escritor quería darle; por ejemplo: Hubo un incendio en la calle donde vive Luis no es lo mismo que Hubo un incencio en la calle, donde vive Luis.

9. El uso de la coma tras las fórmulas de saludo en cartas y documentos es un anglicismo ortográfico que debe evitarse; en español se emplean los dos puntos.

10. En las expresiones numéricas escritas con cifras, la normativa internacional establece el uso de la coma para separar la parte entera de la parte decimal. La coma debe escribirse en la parte inferior del renglón, nunca en la parte superior. Para evitar confusiones, no se recomienda el uso de puntos para separar los millares, los millones, etc.; se deja un espacio, y únicamente si el número supera las cinco cifras.

Anuncios

Escribe

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s